Respuesta del IMMF (Instituto Madrileño del Menor y la Familia) a todos los que han enviado mensajes por el caso Habiba

Estimada Sra.:

En relación a su correo electrónico recientemente dirigido a este Instituto Madrileño del Menor y la Familia en el que recoge determinadas informaciones inexactas, queremos expresarle que, en aras a salvaguardar la privacidad de los padres y del menor, no facilitamos ninguna información sobre las circunstancias personales y familiares del menor.

No obstante, sí damos contestación a su comunicación en la medida en que recoge varias afirmaciones que, en ningún caso, se corresponden con la forma de actuar de este Organismo ni a nivel de protocolos generales, ni tampoco de casos puntuales.

Las actuaciones de esta Entidad Pública en relación a la tutela de los menores se encuentra regulada en el Código Civil y está ligada, necesariamente y, en toda ocasión, a la protección del menor de edad.
La medida de tutela está vinculada exclusivamente con la incapacidad de los padres para otorgar la necesaria asistencia moral y material a sus hijos.

En cada caso se procede a analizar el adecuado ejercicio de los deberes parentales y la retirada de la tutela está siempre justificada por los informes sociales que realizan los profesionales de servicios sociales y sanitarios que han trabajado directamente con los padres.

Nunca se procede a la tutela por pautas de alimentación que resulten legítimas.
Somos plenamente conscientes de que la decisión de tutela administrativa es compleja y delicada. Por ello, todas las actuaciones se desarrollan con el máximo rigor, en estrecha colaboración con los padres, siempre que sea posible y, en exclusivo interés del menor.

Queremos hacerle constar que, la Comunidad de Madrid y, en particular, el Instituto Madrileño del Menor y la Familia, en ningún caso prohíbe o veta a las madres la opción de la lactancia materna. Antes al contrario, en los últimos años, este Instituto ha impulsado varios programas en distintas residencias a fin de que las madres con bebés a su cargo puedan optar por alimentarlos con leche materna, siempre que no estuviese contraindicado por cualquier factor relativo a la salud de la madre o del niño.

En todos los casos, el trabajo con la familia es prioritario y se le presta en todo momento la atención que necesita, poniendo a su disposición todos los servicios existentes. El objetivo no es otro que solventar la concreta situación familiar que permita a los padres ocuparse de forma adecuada de sus hijos, puesto que no hay objetivo mayor que el que los menores de edad vivan en su entorno familiar.

Atentamente,

Instituto Madrileño del Menor y la Familia
C/ Gran Vía, 14
28013 Madrid

.

La tragedia de Habiba en los medios de comunicación. Y últimas noticias de Habiba y su hija

Posicionamiento de “Save the Children” sobre el caso “Habiba”

Todas somos HABIBA. Entrevista en Radio Euskadi: Nacho de la Mata (abogado de la Fundación Raíces) y Maite Hernández (pediatra, Comité de LM de la AEPED)

La tragedia de Habiba: Comunicado de prensa de la Asociación Alba Lactancia Materna (Barcelona)

EL grupo de Facebook Que el IMMF permita que Habiba amamante a su niña YA cuanta ya con más de 3.000 miembros. Hay también un grupo de Facebook en inglés:  Worldwide Mothers support Habiba! IMMF Give her baby back.

5 Respuestas

  1. No contáis nada del encuentro, sólo que ha sido muy duro y “que no ha trascendido”. Supongo que si no ha podido darle el pecho lo hubiérais contado en el titular. Decís que nadie puede contactar con Habiba, decís que tiene una conducta “desesperada” pero añadís, que el Instituto del Menor (¿nadie más?) puede calificar esa conducta de “inestabilidad mental” y decís que esa conducta la tiene ahora ¿no la tendría también antes?. y pese a todo la calificáis de una madre estable, encantadora y muy normal. Es raro.

    Según el Instituto del Menor, la separación no tiene nada que ver con la lactancia. En otro comunicado aparece que es debido a agresividad y fallta de cuidado.. Dicen que hay profesionales detrás… que se cuestionan.¿y si es verdad? ¿por qué hay que poner en entredicho todo esto?.

    Que estamos juzgando un caso sin nisiquiera haber visto a Habiba es un hecho y con datos tan contradictorios que no sé por qué hay que dar la razón a lo más descabellado: quitan una hija a la madre por darle el pecho y sin embrago se decreta que lo que dicen los profesionales del Instituto del Menor es mentira.
    Sólo pienso que hay una menor en medio cuyo futuro estamos sentenciando en internet alegremente sin objetividad ni datos. ¿Y si es verdad lo que dice el Instituto?
    ¿A quién beneficia esto? ¿A la niña?, no lo sé

  2. elblogdesina

    No se están contando detalles para proteger en lo posible a esa madre y sobre todo a esa niña. Por lo que sabemos, no ha podido darle pecho, pues son las normas en el centro para este tipo de visitas. Pero que no le pueda dar el pecho es sólo una de las gravísimas consecuencias que tiene esta separación madre-hija de 15 meses.
    Desde luego que todo esto resulta atroz, y ojalá fuera raro. Es decir, que se tratara de un caso puntual.
    Si la Asociación Sina se hace eco de la noticia y apoya esta causa, así como numerosas asociaciones de apoyo a la lactancia y crianza y organismos que ya se están pronunciando (además de miles de personas anónimas) es porque las fuentes que ofrecen esta información tienen enorme prestigio y credibilidad, tanto personal como profesionalmente.
    Y sin que estos grandes profesionales se cruzaran en el camino de Habiba, nadie se hubiera enterado.
    Coincidimos en esta pregunta: ¿A quién beneficia esto?

  3. Sofía

    A quién beneficia no lo sé, pero sí a quién perjudica. A esa niña y a su madre.

  4. No resulta extraño este caso porque, primero el Instituto del Menor habla en ningún momento de maltrato físico o emocional hacia la nena (único caso en que debería aplicarse el alejamiento) y segundo, porque todas las madres soportamos diariamente que pediatras, parientes, programas de televisión, asistentes sociales, educadores, vecinas, editoriales de libros de crianza y hasta completamente extraños que se te cruzan en la calle durante tres segundos, se sientan con la autoridad suficiente como para darnos consejos acerca de cómo educar a nuestros hijos y cómo no hacerlo.
    No es una cuestión de beneficios, es una cuestión de poder. Dejar muy en claro que si no seguís exactamente las pautas preestablecidas, las vas a pagar muy caro.

  5. sonia tapia

    Señores Instituto Madrileño del Menor y la Familia.-
    La separación de un ser de su medio conocido y traslado a otro desconocido y sin la compañía de congéneres cercanos crea en cualquier SER de sangre caliente un estado de stress grave que provoca cambios en su comportamiento, su funcionamiento biológico y forma de percibir el mundo que lo rodea. Esta situación es la que vosotros habeis provocado en el dúo Habiba y Alma. Las circunstancias que esgrimis como valederas para llegar a tal situación no podrían de ninguna manera justificar el daño irreparable que Alma y su Madre están viviendo. Si hasta los derechos de los animales a criar a sus cachorros se ventilan con gran sapiencia, cómo permitis que Alma quede sin madre? Cómo permitir que Alma sienta que su madre la ha abandonado? Deben las leyes sociales superar a las leyes naturales? Apelo al sentido común que no ha muerto en ustedes

Comentarios Cerrados.