Taller Crecer Juntos

publicado en: Sin categoría | 0

Maite Sánchez Pinuaga, psicóloga clínica y orgonterapeuta y colaboradora habitual de Sina, nos ofrece un interesante taller para madres y padres, con precios muy especiales para soci@s.

Los talleres se realizarán durante 3 horas, el tercer jueves de cada mes (excepto diciembre, que será el tercero, y julio el primero). La primera sesión es el 23 de octubre, a las 17,30 h.

Los precios para soci@s son: 35 € sesión (50 € pareja).

 

 

PRESENTACION.

En las relaciones padres- madres e hijos/as se despiertan y se manifiestan las experiencias infantiles principales de cada persona. Es una gran oportunidad, por tanto, para una conciencia mayor de sí-mismo, transformación interna y evolución.

En el nuevo estado (de maternidad o paternidad) son los sentimientos infantiles (de las diferentes fases del desarrollo madurativo) a partir de las cualidades concretas de las relaciones parento-filiales vividas en el seno de la familia nuclear del sujeto, los que se muestran (de un modo más o menos permanente, más o menos directo o indirecto, a veces de forma comportamental, otras a través de síntomas físicos). Así, la identificación, la negación, la represión, la proyección, etc, están presentes en la crianza y educación de los hijos de un modo más crudo e intenso que el resto de las relaciones humanas; estando a la par con la relación de pareja.

En la crianza y cuidado de los hijos/as, de nuestro sistema social, predominan:

La compulsión en la educación.

La ausencia o debilidad del vínculo afectivo.

El doble vinculo en los mensajes afectivos y pedagógicos.

La represión de la expresión emocional abierta.

El miedo a la VIDA y sus manifestaciones (el amor, el sexo).

Abandono o hiperprotección.

Fomento del “ideal del Yo”.

Evasión de lo esencial y predominio de aspectos secundarios.

Etc….

Mensajes como los de “ la importancia del vinculo afectivo” (Bolwby) o … “la relación temprana del hijo” (K.Kennel) o … de “ la urdimbre afectiva” (R.Carballo), o bien sobre la necesidad del contacto epidérmico (Montagu) o  … el conocimiento sobre la realidad de la sexualidad infantil, el concepto de autorregulación y autonomía yoica …Carecen de realidad en las relaciones afectivas y la pedagogía de unos padres-madres (y otros educadores) que experimentan un claro desfase entre la comprensión, intelectual y sus limitaciones caracteriales y/o energéticas. Solo la toma de contacto con su realidad emocional, existencial, hace posible la conciencia de los límites y de la propia debilidad (sentimiento de vacío, soledad, miedos diversos, resistencias principales…) que dificultan a la persona en su función adulta de criar, atender, acompañar, guiar y entregar el propio saber al bebe, niño/a y adolescente que es su hijo/a.

Crecer Juntos es un espacio teórico-experiencial donde crear las condiciones de receptividad profunda para el conocimiento de las bases para la salud del desarrollo humano, precisamente facilitando el acercamiento a la propia vivencia emocional de las diversas fases en la evolución infantil del adulto que ahora es.

Despertar, escuchar, responder, amar al bebe, niño, adolescente que fuimos… nos capacita más y mejor para … sentir, entender, amar, respetar y potenciar a ese nuevo ser que depende de nuestro calor, nuestra mirada de reconocimiento, etc… para SER plenamente.

OBJETIVOS:

Es un grupo de talleres destinados a madres/padres, profesionales, que pretende:

Favorecer la compresión de conceptos como:

Contacto

Emoción

Autorregulación

Dependencia – independencia

Miedo

Fusión

Potencialidad del Yo

Carácter

Angustia y placer

Limites

Frustración

Potenciar el sentimiento  ecológico en la crianza y educación. Diferenciar cuando su comportamiento (de adulto que educa) está condicionado por sus viejas emociones aprisionadas o… por la reactividad infantil o adolescente, etc, y cuando es funcional y proviene de la capacidad de amor y racionalidad madura.

En sus sentimientos reales, desde su lugar como padres o educadores: diferenciar cuando “no sé”, cuando “no estoy dispuesto” y cuando “lo deseo pero no puedo” etc. Y desde allí… cuando confiar en la sensación interna, cuando buscar ayuda, cuando favorecer una mayor convivencia, contar con “los otros” más allá de la familia nuclear, etc…

Diferenciar cuando “los limites” son funcionales y necesarios en el desarrollo y cuando no. Por ejemplo, conocer los motivos y las claves por los cuales cierto tipo de frustración es disfuncional en un momento y puede devenir necesario y deseable en otro posterior, conocer cuando nuestras respuestas tienen que ser eminentemente claras y sin doble mensaje a nivel energético y cuando es necesario responder a sus demandas a nivel cognitivo, ayudándole a la comprensión global del mundo en que vive (sus normas, códigos…) y del que desea participar. Etc…

METODOLOGIA:

Talleres teórico-vivenciales intensivos de toma de contacto, interiorización, vivencia, convivencia y análisis. 

A lo largo de los encuentros se reparte el contenido temático:

Desde  la vida intrauterina, parto, oralidad primaria y secundaria, genitalidad infantil hasta la adolescencia y madurez humana.

La secuencia (dentro de cada taller) es la siguiente:

1.    Exposición teórica (de cada fase del desarrollo) clarificando, así, lo que es     del orden de la necesidad y lo secundario en una línea de AUTORREGULACION.

Experiencia personal (a través de actings de vegetoterapia, visualizaciones y otros medios). El desarrollo de los actings tiene una duración de 8 a 10 minutos y con la particularidad de que durante su realización, los participantes van recibiendo toda una serie de sugerencias e informaciones pedagógicas (que guardan relación con la teoría expuesta momentos antes). Así pues, existe cierto grado de directividad (diferente de la actitud de espera y atención no directiva de la relación terapéutica).

Por otra parte: el material aparecido, tras la sensibilización emocional y cognitiva, es utilizado como referencias reales desde las cuales hacer una extrapolación hacia situaciones concretas de la crianza y educación que ellos/as están viviendo.

Puesta en común de sensaciones individuales e intercambio de experiencias concretas (de los participantes) en su lugar de madres y padres y/o profesionales.

Relación entre la teoría, el recuerdo y contacto con la propia experiencia emocional y la vivencia del conflicto o… limitación actual en la relación con su hijo/a o educando.

Mi función (dirigiendo dichos espacios) no es la de terapeuta. No desarrollo ningún tipo de interpretación personal de los participantes.

Es un encuentro pedagógico y sensibilizador para la comprensión profunda del proceso madurativo que asegura suficientemente una saludable madurez.

CONCLUSIONES:

El final del último encuentro consiste en la elaboración de una carta (de cada participante) a sus padres y otra a sus hijos/as.

El contenido de estas cartas habla de un aumento de conciencia a cerca de la naturaleza del mamífero humano que somos, a cerca de las necesidades básicas (energéticas y afectivas), de sus hijos/as y de los propios temores, inhibiciones y emociones irracionales que dificultan su función en la crianza y educación de estos, así como un aumento de respeto por sí mismos/as y la vida en general.

Los resultados vienen siendo verdaderamente alentadores respecto a cambios significativos en la manera de concebir, sentir y abordar las relaciones con los hijos/as; cambios surgidos de la toma de contacto con el propio latir infantil, el reconocimiento del viejo dolor (del vacío, la soledad, la represión sexual, la incomunicación afectiva, falta de respeto y reconocimiento y falta de libertad) y el deseo de recuperar la alegría, la confianza y la madurez para sentir, conocer, amar y potenciar la vida de sus hijos.

Es interesante destacar el despertar del SENTIMIENTO TRIBAL, que tiene lugar en todos los grupos realizados. Es una consecuencia natural, que lleva en ocasiones incluso, a crear un debate espontáneo a cerca de la forma de potenciar un tipo de convivencia comunitario, que sin duda, favorecería los objetivos de salud que en estos encuentros nos proponemos.

Elementos que quedan totalmente excluidos en la forma de desenvolver estos encuentros, y que facilita los resultados:

Culpabilización, resignación, miedo, perfeccionismo, confusión.

Primando, por el contrario:

El aliento y potenciación individual.

El reconocimiento y la aceptación (no solo tolerancia) de límites.

La verdad sin máscaras.

El optimismo y la confianza.

La belleza de la emoción.

La comunicabilidad y apoyo mutuo.

El cuadro   sensación-sentimiento-emoción, en esta circunstancia, garantiza la comprensión profunda de cómo la VIDA ES y se expresa y… cual es nuestra participación – puede serlo – activa, favoreciendo su libre evolución y no obstruyéndola ni enfermándola.

Maite Sánchez Pinuaga

 

Información e inscripciones:

Maite Sánchez Pinuaga 639079562

Comentarios Cerrados.